lunes, 19 de enero de 2015

Razones históricas para la recuperación del Escudo Primitivo


La heráldica comprende la ciencia y el arte del blasón ; la primera dicta las reglas para componer y llevar escudos de armas; la segunda es el arte práctico de blasonar, o sea trazar y describir dichos escudos.

Se entiende por blasón  las distintas insignias, que ciertos individuos, familias o corporaciones tienen derecho a llevar a perpetuidad.

Los escudos de Armas surgieron durante las Cruzadas hacia fines del siglo XI.

La Cofradía de Dolores tuvo su primer blasón en 1939, nuestros fundadores lo plasmaron en un sencillo dibujo. Este era una cruz plana con inri y corona de espinas en su crucero y en su centro el anagrama de Cristo, JHS. A sus costados dos óvalos , el de la izquierda el corazón con los siete puñales en recuerdo de los Dolores de María , el otro el escudo de la Real y militar Orden de Santa María de la Merced, relacionado este con la cofradía existente en el cercano convento de mercedarios descalzos de plaza de Belen. 

En 1942 Guillermo Carrasquilla Rodríguez , sobrino del famoso bordador Rodríguez Ojeda, realiza el primer estandarte para nuestra Hermandad. Sobre terciopelo negro se reinterpreta aquel primer dibujo.
Cruz leñosa, sobre su cruceta corona de espinas en oro. A ambos lados dos escudos apuntados, tipo suizo, con bordura de oro. A la derecha (diestra) corazón rojo con los siete puñales sobre fondo de giraspe en plata y púrpura . A la izquierda (siniestra) el escudo de la Orden mercedaria. ( en heráldica la parte derecha es nuestra izquierda).

Todo el escudo está rodeado de hojas ,tallos y flores de oro. Sobre el timbre Corona Real.

Es tan bonito, tan sencillo, tan descriptivo y tan fácil de leer que no me explico como se pudo cambiar. El escudo, no sólo tiene que ser artístico, sino recoger la esencia de lo que quiere representar, y además fácil de leer. Fijémonos en escudos como el del Nazareno, la Borriquita, Cristo de la Expiración .

Fue en los años sesenta, cuando la genial bordadora Esperanza Elena Caro, borda un nuevo estandarte y se crea un nuevo escudo. En esta época hace de director artístico de la hermandad el orfebre Manuel Villarreal Fernández .

Sobre terciopelo rojo tostado  maravillosamente bordado se realiza un nuevo escudo, al que no acabo de encontrar explicación . A la cruz, añad,e el anagrama de Cristo, JHS que suma rayos de sol y pierde la corona de espinas. A ambos lados dos escudos de tipo español. En el de la diestra, cuartelado se observa  corazón de María , toro de San Lucas, escudo mercedario y escudo de Jerez. Sobre el centro cruz de Jerusalén. En el de la siniestra el escudo de armas de Felipe V primer borbón español. Todo rodeado por el Toison de Oro (orden de caballería creada en 1429 por el duque de Borgoña), y por el collar de Carlos III , primera condecoración civil que se otorga a los ciudadanos que han realizado un alto servicio a España, este collar se devuelve cuando la persona condecorada fallece. Una amalgama de elementos que nada o poco identifica a nuestra Cofradía .

Es intención  de esta Junta de Gobierno proponer a sus hermanos la restauración de nuestro ESCUDO PRIMITIVO, por ser este el que mejor ha definido, define y definirá a la Corporación .
  
La Junta quiere la belleza de lo sencillo, frente al recargamiento sin sentido de un escudo que para nada representa el espíritu de sencillez de la la Antigua y Fervorosa Cofradía de Dolores.

No hay comentarios:

Publicar un comentario